Edición Médica

Viernes, 24 de septiembre de 2021
11:26
Colombia | Ecuador
Gestión
DIAGNÓSTICOS DE RIESGO
MinSalud: continúa la vacunación COVID-19 de pacientes con insuficiencia cardiaca congestiva y autismo
Personas con estas comorbilidades, de 12 años en adelante, solo necesitarán un certificado médico para acceder a su biológico
Lunes, 26 de julio de 2021, a las 18:10

Nubia Bautista, subdirectora de Enfermedades No Transmisibles del MinSalud.


Redacción. Bogotá
De acuerdo con el Ministerio de Salud y Protección Social (MinSalud), se han aplicado alrededor de 350.000 dosis por día, lo que ha permitido abrir secuencialmente y de manera ágil las diferentes etapas del Plan Nacional de Vacunación.
 
Asimismo, las personas con las comorbilidades descritas en la Decreto 630 de 2021 se encuentran habilitadas para ser inmunizadas contra la COIVD-19 sin necesidad de estar en Mi Vacuna, solo con presentar el certificado médico en el que el profesional de la salud certifique que el paciente tiene la patología, este puede ser vacunado.
 
Entre esas condiciones que han generado mayor riesgo de producir cuadros graves o incluso la muerte por el virus SARS-CoV-2, están la insuficiencia cardiaca congestiva (ICC), y el trastorno del espectro autista (TEA).
 
El MinSalud ha hecho un llamado a la población que se encuentra bajo estos diagnósticos a vacunarse contra la COVID-19.
 
A esta invitación se han sumado las agremiaciones científicas colombianas, como: la Asociación Colombiana de Psiquiatría y la Asociación Colombiana de Cardiología y Cirugía Cardiovascular, que, además, corroboraron que no existe ninguna contraindicación para estos pacientes.
 
“La vacuna es la forma ideal de detener esta pandemia y, asimismo, frenar la vulnerabilidad que tienen los pacientes con estas enfermedades a padecer cuadros graves y letalidad por el nuevo coronavirus”, ha afirmado Nubia Bautista, subdirectora de Enfermedades No Transmisibles de la cartera de Salud.
 
Con respecto a la insuficiencia cardiaca congestiva
 
En el mundo, 64 millones de personas sufren de falla cardiaca y, al año, el 16 por ciento de las personas que sufren de esta enfermedad mueren. En Colombia, según han indicado los registros oficiales se estiman que 297.261 sufren de esta condición. La mortalidad por ICC muestra una tendencia al ascenso.
 
“Mientras que en 2016 las estadísticas vitales reportaron 387 casos, en 2019 se registraron 428, representando este último una tasa de mortalidad para 2018 de 4,27 por cada 100.000 habitantes”, ha explicado Bautista.
 
En cuanto a la morbilidad, Bautista ha añadido que, en 2015 el número de personas atendidas y reportadas a través de RIPS fue de 9.552, y en 2019 de 20.715, lo que representó en cuatro años una incidencia de 11.163 colombianos con esta patología.
 
Sobre el trastorno del espectro autista
 
 “Los TEA se definen como una disfunción neurológica crónica con fuerte base genética, que, desde edades tempranas, se manifiesta en una serie de síntomas en la comunicación, flexibilidad, imaginación e interacción social. El término ‘espectro’ se refiere a un amplio abanico de síntomas y gravedad”, ha reseñado Bautista.
 
Esto ha sugerido una estructura multicausal que incluye una condición genética sumada a un factor ambiental en etapas tempranas del desarrollo del sistema nervioso central (etapa gestacional y los primeros 2 años de la vida postnatal). Se desconoce el factor causal en el 90 por ciento de los casos y en el otro 10 por ciento se han identificado eventos de carácter genético, cromosómicos y no cromosómicos, y otros de carácter ambiental que afectan el desarrollo del SNC, según ha indicado la funcionaria.
 
 Se ha estimado que, a nivel global, aproximadamente una de cada 270 personas tiene un TEA.
 
En 2020, a través de los registros de atención en Colombia, se han reportado 10.129 personas atendidas con diagnósticos de autismo, de los cuales 8.124 fueron hombres. Entre sus factores de riesgo se encuentran las exposiciones infecciosas o toxicas al SNC (pre o perinatales), trastornos metabólicos, asfixia perinatal o el parto por cesárea.
 
También puede aparecer con frecuencia variable en síndromes neurocutáneos o en otros síndromes neurológicos.
 
“Las personas con TEA tienen una presentación diversa de síntomas, por ejemplo, algunas personas evitan el contacto social, mientras que otros son excesivamente sociales e intrusivos, también varía el nivel de funcionamiento cognitivo, por ejemplo, de la discapacidad intelectual grave a muy por encima de la inteligencia promedio, y su capacidad para funcionar en situaciones de la vida real”, ha concluido Bautista.

Política de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para recopilar información que ayuda a optimizar su visita. Las cookies no se utilizan para recoger información de carácter personal. Usted puede permitir su uso o rechazarlo, también puede cambiar su configuración siempre que lo desee. Al continuar con la navegación entendemos que se acepta nuestra Política de cookies.