Edición Médica

Viernes, 19 de julio de 2024
13:18
Colombia | Ecuador
Profesionales
AUMENTO DE AGRESIONES
Convocan a plantón por alarmante incremento de agresiones y desapariciones del Talento Humano en Salud en Colombia
Desde el comienzo del año 2024, se han registrado 4 asesinatos y desapariciones de personal médico
Martes, 11 de junio de 2024, a las 13:27

Fundación Médicos Amigos de Barranquilla alerta sobre violencia contra misiones médicas.


Redacción. Bogotá
La Fundación Médicos Amigos de Barranquilla ha lanzado una alerta sobre los actos violentos dirigidos contra las misiones médicas en Colombia. Según han asegurado, desde inicios del año 2024, se han registrado cuatro asesinatos y desapariciones de personal médico. Además, en los últimos 50 años, 85 promotores de salud han perdido la vida en el cumplimiento de sus labores en zonas rurales.
 
De igual forma, datos proporcionados por la Federación Médica Colombiana (FMC) indican que, entre enero de 2001 y noviembre de 2004, 230 miembros del personal médico fueron amenazados, 102 desplazados, 95 asesinados, 59 secuestrados, 9 desaparecidos y uno torturado. Durante la pandemia en 2020, se han registrado 1.280 agresiones físicas y verbales, mientras que, en 2023 se reportaron 511 casos similares.
 
Por su parte, el Colegio Médico Colombiano ha hecho hincapié en que, “siempre hemos sido un gremio desunido, pero ante el incremento significativo de agresiones contra nuestros profesionales y la desprotección en la que quedan sus familias, consideramos necesario levantarnos del letargo en el que hemos estado sumidos durante tanto tiempo".

 
De ese modo, se ha unido al llamado de la Fundación para manifestarse durante un plantón este 23 de junio a las 9:00 a.m. en la Plaza de Bolívar, Bogotá, con el fin de visibilizar las agresiones, desapariciones y asesinatos que enfrentan los profesionales del talento humano en salud en Colombia, y exigir medidas y acciones de justicia al respecto.
 
Caso conmovedor de un médico desaparecido
 
Recientemente se ha dado a conocer la lamentable noticia sobre Carlos Ruiz, un médico quien desapareció en Popayán en julio del 2021. “La ausencia de Carlos ha cambiado drásticamente la vida de su esposa e hija, quienes aún esperan que la justicia declare su muerte para poder acceder a una pensión que les permita cubrir sus necesidades básicas. Desde el 2022, su hija Salomé es beneficiaria de las becas educativas otorgadas por la Fundación Médicos Amigos a niños huérfanos del personal de salud”, ha comunicado el Colegio Médico Colombiano en su cuenta de X.
 
Falta de un observatorio y vacío jurídico
 
A pesar de estas alarmantes cifras, la Fundación Médicos Amigos ha remarcado que en Colombia no existe un observatorio estatal o privado que registre de manera precisa las agresiones al talento humano en salud, lo que nos priva de estadísticas certeras en nuestro territorio.
 
Adicional a ello, existe un vacío jurídico en el ordenamiento, pues no hay una norma que obligue a las entidades del sistema de salud a brindar acompañamiento o asesoría en casos de violencia contra el personal sanitario por parte de pacientes. Tampoco existe una norma que regule las actuaciones a seguir frente a agresiones físicas o verbales por parte de pacientes o familiares.
 
Por su parte, la Fundación Amigos de Barranquilla ha remarcado que, el personal sanitario desempeña una función trascendental para la sociedad al velar por la salud de las personas. No obstante, está siendo agredido debido a las fallas estructurales y al deficiente funcionamiento del sistema de salud.
 
Para la Fundación, no resulta lógico que las entidades encargadas del buen funcionamiento del sistema general de seguridad social en salud se desvinculen y no planteen soluciones cuando el tema claramente las involucra.
 
Las agresiones contra el personal sanitario por parte de los pacientes y sus acompañantes se han tendido a considerar como parte del trabajo y una conducta socialmente justificada, incluso por las propias víctimas. Esto es una de las causas por las cuales estos comportamientos no están siendo denunciados.
 
Al respecto, la Fundación Médicos Amigos ha subrayado que, el Estado colombiano debe establecer políticas públicas para promover el cumplimiento del deber de respeto hacia el personal de salud, así como diseñar planes de prevención de agresiones contra los mismos.
 
El dato
 
La Fundación ha clasificado los tipos de agresiones, de acuerdo con literatura científica, diferenciando la violencia en el lugar de trabajo y su gravedad:
 
-Conflicto menor dirigido por el paciente y asistente: Incluye discusiones no deseadas, gritos, gestos obscenos y chantaje emocional. Afecta al bienestar psicológico del profesional y dificulta su rutina diaria.
 
-Forma grave de abuso verbal tanto en persona como por teléfono: Uso de palabras abusivas, amenazas de muerte y comentarios ofensivos.
 
-Agresión física que cause angustia moral y psicológica pero no lesiones físicas: Puede incluir empujones, golpes, amenazas con arma, tirones de pelo, bofetadas.
 
-Agresión física que cause lesiones graves: Tales como discapacidad visual o auditiva, fracturas y angustia psicológica.
 
-Forma más severa de violencia física: Resultando en la muerte o una incapacidad funcional permanente.


Política de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para recopilar información que ayuda a optimizar su visita. Las cookies no se utilizan para recoger información de carácter personal. Usted puede permitir su uso o rechazarlo, también puede cambiar su configuración siempre que lo desee. Al continuar con la navegación entendemos que se acepta nuestra Política de cookies.