Edición Médica

Miércoles, 07 de diciembre de 2022
18:17
Colombia | Ecuador
Profesionales
PEDIDO URGENTE
Asociación Colombiana de Hospitales y Clínicas solicita obligatoriedad a las EPS para que paguen cartera vencida
Las EPS que están activas adeudan a hospitales y clínicas más de 10 billones de pesos
Martes, 15 de noviembre de 2022, a las 11:22

Juan Carlos Giraldo Valencia, director general de la Asociación Colombiana de Hospitales y Clínicas.


Melba Lucía Murillo. Bogotá
Las Entidades Promotoras de Salud (EPS), que ya fueron liquidadas por la Superintendencia Nacional de Salud (Supersalud), no son las únicas que le deben a los hospitales públicos y clínicas del país. De los 16,6 billones de pesos que ha reportado la entidad, como deuda total, cerca de 13,8 billones de pesos están sin ser cancelados por las EPS, las aseguradoras del SOAT y riesgos profesionales, que aún siguen funcionando.
 
Entre las EPS que están en mora con las Instituciones Prestadoras de Salud (IPS) y con más de 60 días, según informe presentado por la Asociación Colombiana de Hospitales y Clínicas (ACHC) son la Nueva EPS, Sanitas, Sura, Savia Salud, Emssanar, Asmet Salud, Emdisalud, Convida, Alianza Medellín Antioquia y Comfenalco del Valle. Entre el régimen contributivo y subsidiado la cartera por recuperar con estas entidades está por el orden de los 10 billones de pesos.
 
A esa demora en el pago se han sumado las administradoras de riesgos profesionales y las aseguradoras de pólizas SOAT, como lo son la compañía Mundial de Seguros S.A., Colpatria Seguros S.A., Seguros de Vida del Estado, Seguros de Vida Suramericana y La Previsora; además están la Administradora de los Recursos del Sistema General de Seguridad Social, Adres, algunos departamentos, entre ellos, el departamento de Norte de Santander, Bogotá y el extinto Fosyga. En el estudio presentado por ACHC se demuestra que la deuda de estos entes es de por lo menos 1,6 billones de pesos.
 
Sobre esos resultados, Juan Carlos Giraldo Valencia, director general de ACHC en entrevista con EDICIÓN MÉDICA ha expresado que, “al ver estas cifras pedimos que sean creados nuevos mecanismos, para que los dineros que adeudan las EPS que fueron liquidadas se puedan recuperar. Las entidades que están bajo las medidas de la Supersalud les están adeudando al sistema de salud 4,3 billones de pesos”.
 
Por ello, Giraldo ha reiterado que, “de una manera urgente se le solicita al Gobierno nacional que a través de la Superintendencia y Minsalud extremen las medidas de control a las EPS y aseguradoras que están en funcionamiento para que paguen a tiempo, y más que eso, que realicen una observación especial a las EPS y aseguradoras para frenar las cifras de morosidad, registrando un incremento hasta del  45 por ciento y así no se deteriore más la situación económica tanto de estas entidades como a los hospitales y clínicas del país”.

Además, Giraldo ha propuesto “en el marco de la elaboración del Plan Nacional de Desarrollo y en Reforma al Sistema de Salud se desarrollen las herramientas necesarias para que sea creado un fondo de garantías, que permita tener un respaldo de las deudas que tienen estas entidades con los prestadores y, lo peor, es que el 32 por ciento la deuda total está en manos de las ESP que ya fueron liquidadas”.
 
“El dinero no está fluyendo como debe ser, por el contrario, lo que pasa es que se acumulan las carteras y hay moras hasta de más de 60 días, lo que complica aún más la recuperación de los dineros”, ha agregado Giraldo.
 
En el estudio realizado por las directivas de ACHC se ha evidenciado que la mora es superior a los 60 días, la cual suma por lo menos 7,7 billones de pesos y como lo ha dicho Giraldo Valencia “hemos encontrado que en un semestre las deudas a los prestadores del servicio de salud se han incrementado hasta en 1,1 billones de pesos. Lo que se analiza es que cada vez aumentan más las deudas y lo que hemos estado esperando desde tiempo atrás es que disminuya”.
 
Mientras la Nueva EPS y Sanitas siguen siendo las entidades que más le adeudan al sistema de salud por la prestación de servicios, el Gobierno a través del Ministerio de Salud y Protección Social sigue trasladando los usuarios de las EPS liquidadas a dichas entidades, a pesar de que estas entidades soportan deudas hasta de 2,7 millones de pesos. Al liquidarse Comfaguajira estas dos EPS recibieron por lo menos 100 mil usuarios tanto de régimen contributivo como subsidiado.
 
El estudio ha concluido que, las EPS Medimás, Coomeva, Cafesalud, Saludvida y Saludcoop, las cuales ya fueron liquidadas por la Supersalud le adeudan a los hospitales y clínicas cerca de 4,3 billones de pesos y que, a pesar de haber sido eliminadas del aseguramiento en salud, aún siguen sin pagar los dineros adeudados.
 
“Aquí el riesgo es que esos dineros se pierdan, por eso pedimos medidas de mitigación para que se puedan recuperar los dineros, porque la situación de iliquidez de hospitales y clínicas sigue creciendo y este sector necesita la liquidez para cumplir con sus obligaciones en la prestación del servicio de Salud”, ha subrayado Giraldo.


Política de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para recopilar información que ayuda a optimizar su visita. Las cookies no se utilizan para recoger información de carácter personal. Usted puede permitir su uso o rechazarlo, también puede cambiar su configuración siempre que lo desee. Al continuar con la navegación entendemos que se acepta nuestra Política de cookies.